Querido apostador deportivo: Puede que algunos le parezca muy básico porque ya lo conocen, pero hay otros nuevos en las apuestas. Para ellos en especial queremos dedicarles este artículo, con el único objetivo de enseñarles cómo saber cuánto dinero es el que realmente me queda en una apuesta.

Dentro de esta misión en la que estamos sumergidos nos conviene hablarles del beneficio neto que obtenemos cuando ganamos nuestras apuestas. En otras palabras, el dinero que ganamos real, sin sumar el valor de lo apostado también.

Hacemos esta precisión porque existen casas de apuestas que no le informan a sus usuarios cuánto es la ganancia, sino que suman todo en el bank. Aunque parezca obvio, un apostador podría creer que en verdad tiene todo ese dinero, omitiendo el valor de lo invertido en una jugada. Las casas de apuestas nos dicen cuál es la ganancia potencial, pero no el neto. Al menos así lo hacen las que usualmente consultamos para nuestros pronósticos.

Entonces, asumamos que el beneficio neto es la ganancia real.

¿Cómo se calcula? Muy sencillo:

Resten esa ganancia potencial del dinero apostado. Así obtienen el dinero neto. Lo que verdaderamente nos interesa si queremos ver qué tan buenos somos y mantenernos constantes apostando. Un buen apostador utiliza estas cuentas para fijarse metas en esta carrera larga, como una maratón, que son las apuestas deportivas.

Vamos con un ejemplo para que nos quede más claro:

Supongamos que apostamos 15.000 pesos con una cuota de 2,30. Las casas de apuestas nos muestran como ganancia potencial $34.500.

Entonces, si queremos saber cuál es el neto que de verdad obtenemos en esta apuesta ganada hay que restar la ganancia potencial del valor invertido en esa jugada:

$34.500 – $15.000: $19.500 es lo que realmente tenemos de dinero ganado en la apuesta.

Si queremos medir cuánto dinero hemos ganado de verdad apostando tenemos que tener como referencia el beneficio neto. Las ganancias totales que nos muestran las casas de apuestas no. Ahora, esto tampoco quiere decir que nos están haciendo trampa. Para nada, pero tampoco les conviene explicarnos todo al pie de la letra.

Si no tenemos claro este concepto vamos a caer en el error de apostar el dinero en forma errática. O bueno, cada quien tomará la decisión, aunque en nuestro caso lo que hacemos es tener siempre seguro el bank e invertir mejor el beneficio neto para nuevas apuestas. Así nos ha permitido sostenernos buen tiempo, además de tomar en cuenta conceptos como el stake y uno bien importante ahora que están tan de moda los pronosticadores o tipster: El Yield.

Lee también…

Claves para tener en cuenta en sus apuestas por la Liga Águila II – 2018

Cómo entender las apuestas con hándicap asiático sin confundirse en el intento

La emoción de hacer apuestas en vivo

Anuncios